Jueves 15 de Abril de 2021

Hoy es Jueves 15 de Abril de 2021 y son las 13:39 ULTIMOS TITULOS:

  • 21.1º
  • Niebla débil

GOBIERNO, JUSTICIA Y SEGURIDAD

31 de agosto de 2017

Ejecutan acciones preventivas ante un caso sospechoso de rabia

A partir de un probable caso de rabia en un gato del barrio Piedrabuena, el Siprosa lleva adelante una serie de trabajos para prevenir la expansión de la enfermedad: vacunación de personas y animales 500 metros a la redonda de la zona de cuidado.

El gato sospechoso de estar infectado murió luego de ser examinado por veterinarios a causa de un virus que afectó sus órganos. Antes había mordido a dos adultos y arañado a otro, que fueron vacunados y están bajo tratamiento. Además, diez personas que estuvieron en contacto con el animal fueron inmunizadas.

El veterinario de la División Zoonosis Sebastián Rivadeneira señaló que los estudios para confirmar o descartar que se trate de rabia fueron enviados a Buenos Aires y que los resultados estarán en los próximos días: “Por ahora lo que podemos corroborar es que el primer análisis dio positivo y por eso estamos realizando acciones de control de foco. Pero hasta que no estén los otros dos estudios, no podemos confirmar que sea un caso de rabia”.

Rivadeneira explicó que se vacunará preventivamente a todos los perros y gatos que existan 500 metros a la redonda del domicilio donde se encontraba el gato sospechoso. “Dado que es un animal doméstico y está relacionado con personas, fue necesario iniciar las acciones de control de foco y bloqueo dentro de un radio que ya está definido”, contó el director de Epidemiología, Rogelio Calli.

El jefe del Departamento de Inmunizaciones del Siprosa, Ricardo Cortez, indicó que las vacunas antirrábicas y gamaglobulina antirrábica se dan en el Hospital de Niños para los menores de 14 años, en el Avellaneda para los mayores de 15 y en el Vacunatorio de la Familia, donde se hacen algunas consultas y se realiza el tratamiento en caso de ser necesario.

Cortéz remarcó que la antirrábica no está dentro del calendario vacunatorio, por lo que no debe colocársela cualquier persona, sino sola aquellas que tuvieron contacto o estuvieron cerca del animal sospechoso.

La rabia es una enfermedad infecciosa causada por un virus que afecta al sistema nervioso central. Su transmisión casi siempre se produce por mordedura de un animal infectado a otro. Otras formas de contagio, como vía aerógena u oral, son raras en perros y gatos domésticos pero conservan la infección en animales de vida silvestre.

¿Qué hacer para prevenir la rabia?

  • Vacunar obligatoriamente a perros y gatos a partir de los tres meses de edad y revacunarlos anualmente.
  • Evitar el contacto con perros y gatos, aunque sean de conocidos.
  • Cuidar a nuestras mascotas para que no salgan solas a la calle y que, cuando salgan con sus dueños, tengan correa y collar.
  • Esterilizar a las mascotas si no hay planes de que tengan crías.
  • No tener animales silvestres como mascotas.
  • Evitar el contacto con murciélagos, especialmente si están caídos o con signos de enfermedad.
  • Ante cualquier mordedura dirigirse al Instituto Antirrábico (Mate de Luna 1935) o consultar al CAPS o policlínica más cercana

COMPARTIR: